Usaron la silla del bebé para llenarla de comida y meterse al cine; así terminó esta historia

Comentarios