Viejo caballo: llegó a los 40 años gracias a su dueño… son inseparables y gruñones

Comentarios